Me importabas un pito, pero ¡Eres mi ídolo!

¡¡Soy fan, fan, superfan!! Y así es como uno da a conocer que le gusta algo muy mucho… Pero ¿cuándo nos convertimos en fans? Y, ¿de qué o quién?

Nos regimos por modas, eso es así. Pongamos por caso “el fenómeno indie”. Un día nació “Love of lesbian”… después Lory Meyers, Supersubmarina, Miss Caffeina… y ¡bum! todos muy indies… y no es una mala crítica, al contrario, yo me apunto la primera. Con esto me refiero al fenómeno: Hay que darse a conocer, que quiero vivir de ello. Con mejor o peor resultado. Y hay que tener en cuenta que eso lo hacemos nosotros, las personas. Igual que destapamos una moda u otra, somos capaces de hundir otra.

¿Es de egocéntricos darse autobombo? No que va, es publicidad de lo mas sana… Y ¿qué te la hagan tus allegados? Mejor aun, confían en ti y eso es muy importante.

Y, cómo no, “los oportunistas”. ¿A qué me refiero? pues a esto:

Tapo el nombre del lugar porqué no me apetece hacerle publi gratuita.

Este centro está haciendo publicidad de un artista en auge. Desde ya hace años esta persona, “Garson”, está triunfando, aunque fuera de su terreta, con reconocimiento… cero. Lo siento por él, pero ¡oye! es la verdad… En 4 años solamente he visto en su ciudad natal 1 cartel que le haga referencia….

Bueno, este chico tiene la gran suerte de estar en un conocido programa de televisión… suerte él y suerte los que, como el centro comercial de éste twit, están tirando del carro: ya he visto a su peluquero dándose bombo, a este C.C, incluso el típico “¡eh eh eh mírame, yo soy su amigo!”

“Nace una estrella”… ¿Ahora? Ahora que es nacionalmente conocido… Ahora que sale en la TV le vamos a dar bombo porqué claro, hay que apoyar a los artistas locales… Ahora que “nosotros consideramos que es alguien” le ponemos una exposición… Ahora que lo difícil ya lo tiene hecho, publico 4 fotos… ¿A nadie se le ocurrió hacerlo cuando empezó su carrera profesional? Pues, concretamente este chico, tuvo que salir de su ciudad para cumplir su sueño… una vez cumplido, “ahora ya nos importa”. Y, así, con miles de artistas en este pais.

En fin, con esto quiero decir que ” el don del oportunismo” a veces queda feo. Y, hay quienes nos damos cuenta que, al final de cuentas, no se hace publicidad al sujeto en sí, sino al Centro Comercial de turno, o quien esté llevando a cabo la campaña publicitaria.

Nada mas, desearle suerte a este muchacho, y decirle que no necesita de un C.C para darse a conocer, que aspire mas alto.

PD: Algún día os hablaré del don oportunista que tienes algunos para forrarse con las redes sociales y el “manejo de su comunidad” 😉

Share

Informática utópica... tanto que me gustaría que los que mandan no fueran los que son... que el dolar empapelara paredes y las sonrisas llenaran bolsillos...

2 comentarios en “Me importabas un pito, pero ¡Eres mi ídolo!

    1. Gracias, nuevamente, por tu comentario. Es un placer que te pases por aquí de verdad!
      Y si… no hay que tener miedo y tampoco ser un oportunista con tus gustos.
      Un poco de personalidad 😉
      Gracias y hasta pronto amigo.

      PD: he puesto más citas en el apartado de citas 😉

¿De quién o qué eres fan? ¡Cuéntamelo!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *